Lanzan una coalición público-privada que movilizará US$ 1.000 millones para proteger los bosques

Los miembros fundadores incluyen a los gobiernos de Noruega, Reino Unido y Estados Unidos. y a empresas líderes como Amazon, Airbnb, Bayer, Boston Consulting Group, GSK, McKinsey, Nestlé, Salesforce y Unilever.

La Cumbre de Líderes sobre el Clima fue el escenario elegido para el lanzamiento de la Leaf Coalition, una ambiciosa iniciativa público-privada diseñada para acelerar la acción climática proporcionando financiación a los países comprometidos con la protección de sus bosques tropicales.

Esta iniciativa motorizada por gobiernos y empresas pretende movilizar nada menos que US$ 1,000 millones de financiación, que permitirán poner en marcha lo que se espera que se convierta en uno de los mayores esfuerzos público-privados para proteger los bosques tropicales, en beneficio de miles de millones de personas que dependen de ellos, y para apoyar el desarrollo sostenible.

“Es un ejemplo innovador de la escala y el tipo de colaboración que se necesita para luchar contra la crisis climática y lograr cero emisiones netas a nivel mundial para 2050. Reunir los recursos del gobierno y del sector privado es un paso necesario para apoyar los esfuerzos a gran escala que deben movilizarse para detener la deforestación y comenzar a restaurar los bosques tropicales y subtropicales,” dijo John Kerry, el Enviado Presidencial Especial para el Cambio Climático.

LA COALICIÓN LEAF ES UNA INICIATIVA CON LA PARTICIPACIÓN INICIAL DE LOS GOBIERNOS DE NORUEGA, REINO UNIDO Y ESTADOS UNIDOS, Y DE EMPRESAS LÍDERES COMO AMAZON, AIRBNB, BAYER, BOSTON CONSULTING GROUP, GSK, MCKINSEY, NESTLÉ, SALESFORCE Y UNILEVER.

Los participantes en la Coalición apoyarán las reducciones de emisiones de alta calidad de los países con bosques tropicales y subtropicales, permitiendo los esfuerzos para reducir y acabar con la deforestación. Emergent, una organización basada en Estados Unidos sin ánimo de lucro, proporcionará una plataforma para facilitar las transacciones y actuará como coordinador administrativo de LEAF.

Esta alianza pretende expandirse para incluir el apoyo de otros países y empresas en los próximos meses. La lista definitiva de gobiernos y empresas que participan en esta iniciativa, así como el apoyo financiero total movilizado a través de la Coalición, se anunciarán cuando se firmen los acuerdos de compra de reducciones de emisiones con los países que albergan los bosques tropicales a finales del año.

“Los bosques tropicales son el pulmón de nuestro planeta y, sin embargo, estamos perdiendo estos grandes ecosistemas a un ritmo desmesurado. Esto está teniendo un impacto devastador en los miles de millones de personas que dependen de los bosques para su vida y sustento y está retrasando nuestros esfuerzos para hacer frente al cambio climático. El tiempo para proteger nuestros bosques tropicales de una pérdida irreversible y limitar el calentamiento global a 1,5ºC se está acabando. Por ello, el Reino Unido se enorgullece de haberse unido a nuestros socios en la increíblemente emocionante Coalición LEAF, impulsando la inversión empresarial y trabajando mano a mano con los países que albergan los bosques para detener la deforestación, reducir las emisiones globales de gases de efecto invernadero y encaminar la recuperación de la naturaleza”, aseguró Boris Johnson, Primer Ministro del Reino Unido.

la importancia de los bosques

Poner fin a la deforestación tropical para 2030 es un elemento crucial para alcanzar los objetivos mundiales en materia de clima, biodiversidad y desarrollo sostenible. Los bosques tropicales desempeñan un papel inestimable al absorber el carbono de la atmósfera. La protección de los  bosques tropicales ofrece una de las mayores oportunidades para la acción climática en la próxima década, proporcionando casi una cuarta parte de la mitigación eficiente en costes para 2030.

La motivación detrás de LEAF es aumentar la ambición climática global y contribuir a la protección de los bosques tropicales. Los bosques tropicales de todo el mundo están amenazados. La destrucción de las selvas tropicales primarias aumentó en un 12% de 2019 a 2020. En general, el mundo perdió más de 4,4 millones de hectáreas de bosque tropical primario el año pasado, un área más grande que el tamaño de Suiza.

APORTE CORPORATIVO

Las empresas que participan ya se han comprometido a realizar profundos recortes voluntarios en sus propias emisiones de gases de efecto invernadero, en línea con los objetivos basados en la ciencia y en consonancia con los objetivos de temperatura a largo plazo del Acuerdo de París.

Sus contribuciones a la Coalición LEAF se suman, y no sustituyen, a las reducciones de emisiones internas. La Coalición LEAF es una vía para que las empresas apoyen una acción climática adicional y urgentemente necesaria en los países que albergan bosques tropicales, apoyándoles para que alcancen objetivos climáticos nacionales cada vez más ambiciosos, conocidos en el marco del Acuerdo de París como contribuciones determinadas a nivel nacional (NDC por sus siglas en inglés).

Artículo Anterior

Santander Argentina se convirtió en una empresa carbono neutra

Artículo Posterior

Agricultura positiva, el nuevo programa de Pepsico para impactar en su cadena de valor

Total
1
Share