estudios
16-01-2019
Internacional

El mercado de deuda sostenible tuvo una actividad récord en 2018

El mercado de deuda sostenible tuvo una actividad récord en 2018

A nivel global, la emisión de productos aumentó un 26% en relación al 2017. Representó nada menos que USD 247.000 millones, gracias a la innovación que se encaró para satisfacer la demanda de los inversores.

El mercado financiero verde global disfrutó de otro año impresionante en 2018: se emitieron niveles récord de deuda sostenible. La histórica cifra de USD 247.000 millones se dio gracias al crecimiento del sector de bonos verdes y la aparición de una serie de nuevos productos. Así lo reveló un nuevo análisis de Bloomberg New Energy Finance (BNEF).

“Más inversores en los mercados de deuda exigen beneficios sociales y ecológicos duales, y más inversores exigen opciones de sostenibilidad personalizadas. Los mercados están respondiendo, con nuevos productos emergentes como préstamos ecológicos, papel comercial ecológico y préstamos vinculados a la sostenibilidad. Esto ayudó a hacer de 2018 el séptimo año consecutivo de emisión récord en finanzas sostenibles desde que comenzó el mercado de bonos verdes ", explicó Dan Shurey, Jefe de Finanzas Verdes y Sostenibles de BNEF.

“Más inversores en los mercados de deuda exigen beneficios sociales y ecológicos duales, y más inversores exigen opciones de sostenibilidad personalizadas. Los mercados están respondiendo, con nuevos productos emergentes. Esto ayudó a hacer de 2018 el séptimo año consecutivo de emisión récord en finanzas sostenibles desde que comenzó el mercado de bonos verdes", explicó Dan Shurey, Jefe de Finanzas Verdes y Sostenibles de BNEF.

Por su parte, la emisión de los green bonds ascendió a USD 182.200 millones, mientras que un nuevo producto, los préstamos vinculados a la sostenibilidad alcanzó los $ 36.400 millones.

El foco del mercado históricamente se ha puesto en los primeros. Creados por los bancos europeos alrededor de 2007 para financiar proyectos de energía limpia, desde entonces también han sido emitidos por gobiernos y una amplia gama de empresas industriales.

Pero los expertos revelan que si bien siguen constituyendo la mayor parte del mercado, la atención ahora está cambiando a una gama más amplia de bonos y préstamos sostenibles.

De hecho, el crecimiento de los bonos verdes bajó a un 5% en 2018 en comparación con el boom del 68% que vieron en 2017. Mientras, los préstamos vinculados a la sostenibilidad aumentaron 677%. 

Los gobiernos escalan su apuesta
Las corporaciones no son las únicas pioneras en la materia: un creciente número de gobiernos están emitiendo sus propios instrumentos de deuda con etiqueta sostenible.

"La deuda soberana verde llegó a USD 17.600 millones en 2018, un aumento del 64% con respecto a 2017, gracias a la emisión inaugural de países como Bélgica e Irlanda, como así también por nuevos impulsos en el bono soberano francés. Estos gobiernos están aumentando la deuda para cumplir con los objetivos ambientales nacionales e internacionales, en particular con aquellos sobre mitigación y adaptación al cambio climático", detalló Aiman Mallah, Analista de Investigaciónd Finanzas Sustentables en BNEF.

"La deuda soberana verde llegó a USD 17.600 millones en 2018, un aumento del 64% con respecto a 2017", detalló Aiman Mallah, Analista de Investigaciónd Finanzas Sustentables en BNEF.

Además, nuevas políticas para escalar las finanzas sostenibles proliferaron en 2018, a medida que los gobiernos compitieron para convertirse en centros internacionales para estos productos de inversión.

Los dos líderes en emisión en 2018 fueron Estados Unidos y China. En la potencia americana, llegaron al mercado alrededor de USD 45.400 millones de productos, superando con creces los USD 25.500 de su par asiático.

 

Últimas notas de Estudios
© Copyright TRES MANDAMIENTOS 2012-2019 / RSS | info@tresmandamientos.com.ar